El pasado domingo 10 de noviembre, más allá de la cita con las urnas, la Gran fraternidad de Barcelona, María mare, se reunió para realizar una excursión a “La cova” de Manresa, un lugar de vital importancia en la vida de San Ignacio de Loyola y de la compañía de Jesús que más tardé fundó.

Realizamos una visita guiada haciendo un pequeño repaso a sus orígenes de caballero y noble. Herido en la batalla por una bola de cañón, y hayando nuevos libros de caballerías que leer, se lanzó a la lectura de la vida de los santos y decidió seguirlos e imitarles. De camino a Tierra Santa debió hacer un alto en el camino en Manresa, tras volver de Montserrat, y allí fue donde “La cova” se convirtió en su sitio privilegiado de oración.

Más tarde vendría su formación universitaria y la fundación de la compañía de María. Con ella redactó los ejercicios espirituales de San Ignacio, tenazmente revisados para que fueran para cualquier persona.

Después de la visita, y de compartir la eucaristía, realizamos una visita a otros monumentos de la ciudad que fueron también importantes para San Ignacio. Finalmente, acabamos el encuentro compartiendo el almuerzo con el deseo de seguir descubriendo aspectos de sla espiritualidad y de los ejercicios de San Ignacio.

 Óscar Barea

 

Tags: , , , ,