Siempre que vuelvo de un viaje, de cualquier viaje, un buen amigo me pregunta en medio de mi relato de las miles de cosas maravillosas que he visitado: ¿pero estuvisteis en ese pequeño restaurante que hay en la calle tal?  ¿ … y que te pareció ese pueblecito a tantos kilómetros de…? Naturalmente  contesto: ah! Pues no, no estuvimos. Termina mi amigo con su broma apostillando: Pues te perdiste lo mejor del viaje.

Yo soy más formal. Por eso,  a los muchos que no pudisteis asistir a la charla de Toni Catalá os digo muy en serio: os perdisteis lo mejor. A lo largo del curso hemos tenido estupendos encuentros de fraternidades con personas que nos han transmitido experiencias profundas de fe, pero este jesuita nos ha interpelado desde su trabajo con personas en situación de  marginalidad.

A través de diferentes ejemplos vividos, nos ha transmitido la necesidad de recodificar nuestra mirada sobre las personas excluidas y marginales. Una mirada que brota del Evangelio, donde Jesús gratuitamente provoca la recuperación de la dignidad de las personas que se encuentran en distintas y profundas formas de exclusión. Son las criaturas de Dios y actúa: todas estas personas valen la pena.

Una nueva mirada de lo que hemos denominado el Cuarto Mundo, un mundo de criaturas de Dios, donde la tarea esencial de un cristiano es el alivio del sufrimiento, desde la gratuidad radical  (porque sí) y sin prepotencia, pues son ellos quienes nos acogen.

Con todo, apenas puedo dar sentido pleno a la experiencia de este último encuentro. Digo de verdad  … os lo habéis perdido.

Lectura recomendada: NOTAS PARA UNA TEOLOGÍA Y ESPIRITUALIDAD DESDE EL CUARTO MUNDO.

Final del formulario

Catalá, Toni.  ISBN 9788428822619. Editorial: PPC